Rubinstein comienza a brillar nuevamente


Rubinstein es una empresa familiar con más de 80 años de trayectoria en el negocio de la sastrería nacional, su casa matriz se encuentra en la comuna de Vitacura, en la Región Metropolitana a cargo de Jorge Zúñiga padre, quien hasta el día de hoy es el dueño de la tienda; y Jorge Zúñiga hijo es la tercera generación en esta empresa, quien dirige la sucursal en Viña del Mar, en la V Región.


Historia

Jorge Zúñiga padre es un sastre experimentado, y se inició en esta disciplina a los 10 años cuando ya hacía pantalones a medida en una pequeña sastrería en el centro de Santiago. Con los años conoció a Don Enrique Rubinstein, un judío alemán que llegó a Chile escapando del holocausto de la guerra en Europa y que con el tiempo fue nombrado presidente de la asociación mundial de sastres de manera vitalicia.


Don Enrique Rubinstein llegó a nuestro país en barco con sólo un par de bolsos, por casualidades de la vida la abuela materna de Jorge Zúñiga padre fue su primera costurera, este fue el nexo que convierte a Jorge en aprendiz de sastre durante 40 años. Más tarde en 1989 don Enrique fallece y fue Jorge Zúñiga padre quien queda a cargo de la tienda hasta que posteriormente decide comprar la sociedad, que hoy seguimos conociendo como Sastrería Rubinstein.


Servicios Rubinstein

Actualmente Rubinstein lleva un largo período y experiencia puesta en la especialidad de trajes de novios para fiesta de matrimonio, con locales en Santiago y Viña del Mar, donde brinda agradables instalaciones para encontrar el traje perfecto, cada uno con el personal ideal para asesorarlo en la búsqueda. 


Caracterizado por su máxima elegancia y calidad brindan una variedad de servicios:

  • Diseño a medida: con confecciones de trajes a medida, el cliente puede elegir entre una amplia selección de texturas y telas.
  • Colección Pret a porter: con trajes importados de distintas ciudades del mundo.
  • Asesoría de imagen: el personal se encargará de atenderlo y darle todas las sugerencias para lucir y vestir acorde a cada ocasión.

Nuevos aires

Dado que los últimos dos años han sido un difícil escenario para toda la industria en general, desde cambiar la modalidad de ir a una feria presencial, hasta la forma en que actualmente las personas - dado las cuarentenas - pueden asistir a una tienda, vitrinear y hasta probarse los trajes para momentos únicos, es que esta marca con larga trayectoria, decide realizar una transformación digital, no sólo en sus canales digitales, sino que en la manera de pensar y actuar frente al rápido cambio que acelera y desacelera toda la industria.

Ha sido un gran paso este, el de comenzar nuevamente un levantamiento de acciones en marketing digital, asesoría en la imagen de marca y contar con estrategias que permitan mantener y crecer el interés de sus audiencias, por este casi romántico pasaje de historia de la sastrería, que esperamos aflore de la mejor manera.

En Dos Cabezas nos hemos comprometido en hacer brillar este negocio que tiene tanta historia y que ha logrado mantenerse en el tiempo, a pesar de las dificultades del entorno político y económico. Estamos convencidos que por ser esta, una marca que tiene mucha alma y sangre, haremos grandiosos aportes y sabemos que la constante energía que su equipo humano le pone al negocio, hará de Rubinstein una marca que va a re-encantar a las actuales y futuras generaciones.


Ya comenzamos a realizar los primeros talleres y workshop en el MODELO DE NEGOCIO CANVAS y ADN DE MARCA, así como también, las primeras acciones publicitarias combinadas para tener presencia en las nuevas ferias virtuales y revistas digitales del mercado, como lo son la revista SÍ ACEPTO, donde publicamos el primer anuncio, con fotografía reales gentileza de la profesional XIMENA MUÑOZ LATUZ.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario